¿QUÉ ES EL CATETERISMO CARDÍACO?

0
245

Un cateterismo cardíaco es un procedimiento donde un catéter (un tubito largo y fino) se introduce dentro de un vaso sanguíneo. Luego, el cardiólogo lo guía hasta que llegue al corazón y los vasos sanguíneos que lo rodean.

Los cateterismos cardíacos pueden ayudar a los cardiólogos a diagnosticar y tratar muchos tipos diferentes de problemas cardíacos.

Este procedimiento se puede hacer a niños o a adolescentes para:

  • Observar cómo están formados y conectados el corazón y los vasos sanguíneos.
  • Medir la tensión y la concentración de oxígeno en el corazón y en los vasos sanguíneos.
  • Tratar una anomalía cardíaca congénita (un problema del corazón con el que se nace).
  • Tratar una frecuencia cardíaca irregular (arritmia).
  • Abrir válvulas cardíacas demasiado estrechas (lo que se llama angioplastia).
  • Reparar válvulas cardíacas estrechas o que tengan escapes.

Si tienes que hacerte la prueba de cateterismo cardíaco como prueba para una enfermedad cardíaca, tu médico puede:

  • Ubicar el estrechamiento o los bloqueos de los vasos sanguíneos que podrían causar dolor de pecho (angiografía)
  • Medir los niveles de presión y oxígeno en diferentes partes del corazón (evaluación hemodinámica)
  • Verificar la función de bombeo del corazón (ventriculograma derecho o izquierdo)
  • Tomar una muestra de tejido del corazón (biopsia)
  • Diagnosticar defectos cardíacos presentes desde el nacimiento (defectos cardíacos congénitos)
  • Buscar problemas en las válvulas cardíacas

El cateterismo cardíaco se realiza en una sala de procedimientos con máquinas especiales de radiografías y obtención de imágenes. Al igual que un quirófano, el laboratorio de cateterismo cardíaco es un área estéril.

El cateterismo cardíaco generalmente se realiza mientras estás despierto pero sedado. Sin embargo, ciertos procedimientos, como la ablación, la reparación de válvulas o el reemplazo de válvulas, pueden realizarse con anestesia general.

Después del procedimiento probablemente pasarás varias horas en una sala de recuperación después del procedimiento mientras el efecto de la anestesia desaparece. La vaina plástica insertada en la ingle, el cuello o el brazo generalmente se retira pronto después del procedimiento. El tiempo de recuperación para un cateterismo cardíaco es rápido y hay poco riesgo de complicaciones.